Las mujeres del café se reivindican Con motivo del Día Internacional de la Mujer, una decena de profesionales del sector del café hablan de su experiencia y reivindicaciones

Diez mujeres del mundo del café, procedentes de países como España, Costa Rica, Argentina, México e Italia, hablan del creciente protagonismo de la mujer en el sector del café y exponen sus principales objetivos y demandas aprovechando el Día Internacional de la Mujer.

Las mujeres del mundo del café alzan la voz este 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, para reivindicarse y pedir un mayor protagonismo en un sector mayoritariamente masculino. “La presencia de la mujer en este sector es muy escasa aunque cada día somos más”, cuenta Nabila Al Gamouchi, propietaria de Nabila Cafè, en Olot (Girona) que se siente parte de “la generación nueva de mujeres activas y autónomas del sector”. “Cada día son más las mujeres que se dedican profesionalmente al café”, corrobora Yolanda Bolaños, directora de Fórum Café, que también constata la presencia de un número similar de hombres y mujeres en las formaciones que dan y la mayor presencia de féminas en sus competiciones.

karen quiroga_fb1
Quiroga, campeona de España de latte art, cree que la desigualdad es más una cuestión de preparación que de género.

Pero, aunque son minoría, las mujeres del sector del café tienen claro que el tema de la igualdad es más amplio. “El avance de la mujer en el mundo profesional es un asunto que no solo se cuestiona en un sector u otro, es global”, dice Bolaños. Según ella, en el sector del café, “hay igualdad de oportunidades disponibles pero si las mujeres evolucionan más despacio es porque deciden de manera proactiva tomar distancia y tener hijos o dedicarse a su cuidado”. Karen Quiroga, formadora y campeona de España de latte art 2017, introduce otro matiz al argumento al creer que es más una cuestión de preparación que de género: “Hay mujeres muy profesionales y que no solo están a la par de muchos hombres si no incluso por encima”, dice, y pone como ejemplo, a “grandísimas profesionales como Begoña Baqué, Marisa Baqué y Sofía Prieto”. En una línea parecida, Mariëlla Giljam, formadora y barista freelance afincada en Barcelona, asegura que tanto en Holanda, su país, como en España “la igualdad entre hombres y mujeres es del 100%”.

“Todas ven con buenos ojos el paro convocado en España para el día 8 como una iniciativa para dar visibilidad a sus reivindicaciones”.

Al ceñir el tema de la igualdad al plano personal, nos encontramos con disparidad de criterios. Al Gamouchi, por ejemplo, dice haberse sentido siempre “en igualdad de condiciones en todos mis proyectos profesionales”, al igual que Giljam y Bolaños, mientras que Quiroga afirma que “las metas logradas me han costado seguramente un poco más que a un hombre debido a los prejuicios de la gente”. “La solución pasa por las aulas; si educamos a los niños de hoy tendremos un futuro un poco más igualitario”, propone. A ello, Giljam añade que también es una cuestión de aprovechar las oportunidades, como las que ahora brindan “muchos países donde necesitan baristas con experiencia”.

Eso sí, todas ellas ven con buenos ojos el paro convocado en España para el día 8 como una iniciativa “muy importante para dar visibilidad a nuestras reivindicaciones”, según Quiroga. Giljam, que no participará directamente de la iniciativa, lo califica como “una manera interesante de comunicar tus ideas”. Al Gamouchi, por su parte, aunque tampoco se sumará al paro, dice que es “mucho más que una huelga laboral: es una huelga de trabajo doméstico, de soporte emocional, de consumo y de toda la labor silenciosa de la mujer que el mundo no ve”. “Si nosotras paramos, se para el mundo”, añade.

Costa Rica, más empoderamiento de la mujer
En Costa Rica, el papel de las mujeres es “importantísimo en el sector del café: desde las recolectoras, las productoras, dueñas de beneficios, de cafeterías, tostadoras, baristas, catadoras, etc”, como explica Xótchil Méndez, barista y periodista costarricense, autora del blog La Cafeógrafa. Aun así “todavía luchamos porque éstas logren más posiciones de influencia y poder que, clásicamente, han pertenecido a los hombres”, constata. Una batalla dirigida a combatir el hecho de que “a la mujer no se la valora de igual manera que al hombre aunque tenga más capacidad y experiencia”, como denuncia Paula Chaverri, dueña del tostador de especialidad Café Sikëwa. Se trata, según Méndez, de una doble lucha: por una parte, “la misma que en cualquier otro sector productivo”, y por el otro, “contra una sociedad típicamente patriarcal”. “En una finca cafetalera tradicional, si el padre de familia tiene dos hijas y un hijo, muy probablemente le enseñe y herede la gestión el varón y sus hijas tomen un camino diferente”. “Esa visión va cambiando lentamente tanto por parte de los padres como de las hijas”, apunta.

Méndez
Méndez tiene cada vez más historias de mujeres que contar.

Méndez pone de manifiesto lo mucho que queda por hacer para paliar las desigualdades entre hombre y mujer que se manifestan en campos como “las oportunidades de trabajo, tenencia de tierra y la conciliación con el trabajo”. “Las emprendedoras del café tienen que hacer mayores esfuerzos que un hombre para ser tomadas en cuenta”, afirma. Una discriminación que también se constata en la zona de De los Santos donde “a pesar de que muchos hombres han emigrado a Estados Unidos en busca de formas de ingreso alternativas dejando en manos de las mujeres la actividad cafetalera, la participación en asuntos relativos a la caficultura sigue mayoritariamente en manos hombres”, como denuncia Kira Schroeder, productora de café en Tarrazú. Y pone como ejemplo “los asesores técnicos del Instituto del Café de Costa Rica (ICAFE) y de las cooperativas, donde todavía no he conocido a una mujer que ocupe estos puestos”.

A pesar de todo, los indicios de transformación son cada vez más evidentes e indican que “algo va cambiando”, dice Méndez. “Crece el número de historias de mujeres del sector del café que no se conforman y quieren proponer: campeonas en barismo, latte art, propietarias de negocios de café de especialidad, directoras de organizaciones, productoras, dueñas de microbeneficios, tostadoras”. “Hay mujeres que han decidido romper con los roles tradicionales que les ofrece la sociedad rural tradicional para hacerse cargo de la producción de café en sus fincas”, sustenta Kira Schroeder, productora de café en Tarrazú quien habla de la esperanza de “una nueva generación de mujeres jóvenes millenials que ya están participando en la incursión de nuevos mercados de especialidad”. “A todas estas mujeres tenemos que apoyarlas”.

Para celebrar el Día Internacional de la mujer, el país centroamericano no ha convocado ningún paro pero sí “actos públicos del gobierno, instituciones y colectivos para recordar lo que nos falta”.

En Argentina, el café especial da protagonismo a la mujer
En Argentina, la mujer ha cobrado mayor protagonismo en el mundo del café gracias sobre todo al café de especialidad. La profesional que ha adquirido conocimientos sobre cafés especiales “es ahora más respetada porque es un área desconocida para muchos”, manifiesta Victoria J. Angarita, propietaria de la cafetería de especialidad Full City Coffee House, de Buenos Aires. El país sudamericano acoge en la actualidad “la nueva ola del café, protagonizada por mujeres baristas, empresarias, maestras de café, etc, algo novedoso hasta hace unos años”. “El café tiene mucho por descubrir y las mujeres nos estamos haciendo un lugar cada vez más importante para que nos escuchen y nos respeten”.

Victoria cree que gracias al café de especialidad
Victoria nunca se ha sentido discriminada por ser mujer.

Aun así, Victoria constata que “todavía hay mucha desigualdad no solo en el mundo del café sino en muchas áreas y la mujer sigue peleando por encontrar un espacio”. “El del café es un mundo relativamente nuevo y pequeño en Argentina así que las mujeres que se han especializado han conseguido mayor respeto y reconocimiento”, insiste. No obstante, también denuncia que “hay desigualdades de salario, de trato y de mal pago”. “Me parece muy importante que la mujer se forme para avanzar y siga estudiando para destacarse más en el mundo del café que es tan amplio”, señala.

A nivel personal, dice no haberse sentido “nunca discriminada por el hecho de ser mujer”. “En Argentina no he experimentado un trato desigual porque allá es valorado ese conocimiento”, dice. “Quizás en Colombia sí, ya que valoran más la opinión de un hombre o contratan más a un hombre que a una mujer”. En cuanto a las actividades que van a realizarse en el Día Internacional de la mujer, informa que se realizarán desde marchas por la campaña #Ni Una Menos, dedicada a visibilizar las mujeres trabajadoras, hasta conmemoraciones a Eva Perón y otras iniciativas sobre la igualdad entre hombres y mujeres.

mª teresa hernandez_500
Hernández (dcha.) cree que el sector en México es cada vez más equitativo.

México avanza hacia la igualdad
México, uno de los grandes productores de café del mundo, tiene en la mujer del sector cafetalero “una pieza clave para fortalecer y aportar a la par con los hombres”. “Cada día nos sumamos más mujeres a este fascinante mundo del café”, constata Mª Teresa Hernández Matías, catadora Q Grader de Café Promor, en Coatepec. Hernández cree que la desigualdad entre hombres y mujeres del sector en su país se está subsanando. “Desde mi punto de vista, cada día es más equitativa la igualdad de profesionales que participamos en la cadena productiva del café en México, aún no estamos al 100% pero vamos avanzando”, afirma Hernández.

“Me fue difícil entrar en mi trabajo al ser de la primera generación de mujeres certificadas Q Grader”, explica Hernández.

Y concreta que en todo caso “las desigualdades más notorias son en el salario y, tal vez, en la confianza en que las mujeres tenemos toda la capacidad de realizar actividades con buen desempeño al igual que el hombre”. Por ello, propone corregir las posibles desigualdades “avanzando en la inclusión y dando las mismas oportunidades de formación a las mujeres que a los hombres”. A nivel personal, no obstante, pone de manifiesto las dificultades que tuvo para incorporarse a su profesión como catadora de café ya que tradicionalmente “era un área de hombres”. “Me fue un tanto difícil entrar en mi trabajo al ser de la primera generación de mujeres certificadas Q Grader”, explica.

Italia, cada vez más preparadas
En Italia, el país europeo cuyo nombre se asocia indisolublemente al café, “las mujeres están cada vez más preparadas y aumentan su presencia profesional en el sector del café, ya sea como tostadoras, formadoras, propietarias de cafeterías, etc”, según explica la coffee artist Martina Lupi. De hecho, “muchos de los representantes más importantes del mundo del café son mujeres como la nueva campeona italiana de latte art, Manuela Fensore, que representará a Italia en el campeonato del mundo de Brasil, como ya lo hizo Chiara Bergonzi en 2014 en Australia”.”Los tiempos en que el café se asociaba a un ámbito masculino están cambiando y las mujeres están llegando a un nivel profesional cada vez más alto”, añade. Lupi, artista cuyas obras se exponen a nivel internacional, ve en el talento innato de las mujeres “una gran ventaja para dedicarse al mundo del café”.

Martist_Martina_1000
Martina asegura que se la valora por sus habilidades y no por el género.

La artista, hija de Luigi Lupi, considerado el creador del latte art, no cree que se de en el ámbito laboral un trato diferenciado entre hombres y mujeres. “En realidad, en el mundo del café, apenas existe diferencia entre sexos en cuanto a trato, salario, condiciones laborales, etc”, dice Lupi que asegura que la mayoría de los trabajadores del sector son independientes. Personalmente, afirma que “siempre he tenido la suerte de trabajar en situaciones en las que habilidades de una persona han sido más importantes que el género”. En cuanto a los actos con motivo del Día Internacional de la mujer, según Lupi, en su país, aparte de iniciativas esporádicas de algún conocido tostador, no hay otros eventos previstos.

Fotos: Brooke Cagle (principal), Xótchil Méndez (La Cafeógrafa) y las profesionales entrevistadas
Agradecimiento a La Cafeógrafa por las entrevistas realizadas

2 respuestas a “Las mujeres del café se reivindican Con motivo del Día Internacional de la Mujer, una decena de profesionales del sector del café hablan de su experiencia y reivindicaciones

  1. SERIA IMPORTANTE PONER EXPERIENCIA A LAS AGRICULTORAS CAFETALERAS Y VALORAR EL TRABAJO QUE HACE CON PRECIO JUSTO DEL CAFE , YA QUE EL CAFE CON 6 SOLES NO JUSTIFICA LA CANASTA FAMILIAR Y CAPACITARLAS EN LO QUE ES BARISMO LA FORMAS DE PREPARAR CAFE Y TOMAR SUS PROPIOS PRODUCTOS DE ORIGEN DE CADA PRODUCTOR INCORPORADO CON EL TURISMO QUE ESTO ES UN VALOR AGREGADO QUE GENERARÍA MAYOR RENTABILIDAD Y PUEDA MEJORAR SU ECONOMÍA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

dos × tres =